Mandarin Oriental, Barcelona

Imprimir


JARDÍN MIMOSA

La alegre terraza de 660 m2 es un auténtico oasis situado en un tradicional patio de manzana del Ensanche barcelonés. El refugio propone un ambiente muy especial donde destaca el trabajo realizado por la paisajista Beth Figueras, que optó por aportar un verdor único a Mimosa, gracias al uso de árboles autóctonos como las adelfas, encinas, olivos o cipreses, así como de diversas plantas de lavanda; todas ellas elegidas para buscar una armonía con el entorno arquitectónico.

Los diseños de la colección Gioline B&B de la afamada interiorista Patricia Urquiola, destacan por un mobiliario de tonalidades claras que aportan luminosidad a este exuberante pulmón verde en medio de la ciudad.

Esta temporada la carta del jardín Mimosa apuesta por un tono canalla y desenfadado donde destacan las sangrías, bebida bandera del verano de las terrazas del país que merece ser recuperada y versionada desde una perspectiva que aúna lo clásico y lo moderno. Sangrías cuyo denominador común es el sirope de mimosa, combinado con zumos, destilados e ingredientes sorprendentes.

El tinto de verano, el rebujito y el mimosa, bandera del espacio, así como otras bebidas refrescantes sin alcohol de corte asiático y tropical, surten una carta de vinos, cervezas y destilados que ha sido seleccionada con la misma vocación que se vuelca en el resto de espacios gastronómicos del hotel.

Los platillos y tapas que se sirven en el jardín Mimosa se hacen eco del guiño a las mejores barras de la península que esta temporada transmite el espacio, con un énfasis especial en el homenaje a icónicas preparaciones andaluzas. Los helados y sorbetes no faltan en la oferta refrescante de este período estival.


TERRAT


Privilegiadamente situado en la última planta del edificio, Terrat ofrece extraordinarias vistas de 360o sobre la ciudad en un espacio amueblado con diseñados de Patria Urquiola.

Un espacio versátil, con dos ambientes distintos de noche y de día. Un mobiliario flexible que permite adaptarse a las necesidades del cliente, donde las plantas juegan también su gran protagonismo, creando distintos espacios y zonas íntimas.

Esta temporada la coctelería será la gran protagonista a través de combinaciones e ingredientes atrevidos en extrema concordancia con las sugerencias culinarias México-Lima- Tokyo y con el espíritu mixológico y contemporáneo de Banker’s Bar. Cócteles como el Huascaran, con pisco y yuzu; el asiático-tropical Deliss o el Samba que aúna cachaça y brandy compartirán carta con una escogida selección de cava, champagne y vinos por copas que complementan la oferta junto a la carta de destilados.

A nivel culinario, Terrat propone explorar la conexión México–Lima–Tokyo a través de makis, nigiris, temakis, ceviche, tataki, tiradito o aguachile. Durante el tiempo más estival los helados y sorbetes, así como otros dulces refrescantes y cremosos calmarán la sed y el calor.

 

www.mandarinoriental.es